MALESTAR EN LOS MUSEOS

MALESTAR EN LOS MUSEOS (Libro en papel)

Editorial:
TREA
Año de edición:
ISBN:
978-84-9704-607-7
Páginas:
120
Encuadernación:
Rústica
-5%
18,00 €
17,10 €
IVA incluido
Disponible en 48 horas
Comprar

Existe un malestar de los museos, creciente y variado: existe el males tar físico, el de las interminables colas, el de la muchedumbre agitad a que se agolpa ante cuadros cuya historia, significado y trascendenci a ignora, el de los empujones, los ruidos y las cámaras de fotos; y ex iste otro malestar de los museos, más profundo y grave, que lo acompañ a: el de su función desvirtuada por la deriva mercantil y consumista d e la que el museo se ha convertido en estandarte, el de la vacuidad de sus fastuosas arquitecturas, el de la pérdida del valor pedagógico de sus colecciones ?o del arte en último término?, el de la perversa neg ligencia del Estado respecto a sus obligaciones hacia el patrimonio cu ltural, compartido y universal.Jean Clair, antiguo conservador del Mus eo Picasso de París, y con una larga trayectoria del más alto nivel en la museística internacional, desvela en esta obra las razones de ese malestar físico e ideológico, desde el imperio Guggenheim y su modelo expansionista de -museos emporio- hasta el desamparo en que se encuent ran gran número de museos de enorme valor que han sido abandonados por las administraciones públicas, para culminar con el malestar absoluto , museístico, cultural, político y también físico, del proyecto de con strucción de un Museo del Louvre en Abu Dabi, con la cesión de colecci ones públicas y acompañado de resorts y playas artificiales, cuyo alca nce es de tal envergadura que pone en cuestión la esencia misma de los museos como baluartes del patrimonio cultural de nuestras sociedades. Un malestar, en fin, sobre el que hoy resulta alarmante que no se medi te, pero que, de forma incomprensible, no ocupa ni a los medios, ni a los especialistas, ni, en particular, a las propias administraciones p úblicas, y al que esta obra, escrita con la pasión y la erudición de q uien ha entregado fervorosamente su vida al museo, desnuda y da voz, n o para buscar conmiseración, sino para encontrar soluciones.